Skip to content

Explotación y protección del bosque de Muniellos

2014/06/06

Cantabricus

Por Mario Quevedo, en Cantabricus

Conocer el pasado es clave para predecir el futuro, dicen. Podríamos matizarlo con algo así como “predecir dentro de márgenes de error útiles”. Sirva esa modificación para ilustrar que me estoy refiriendo a las predicciones de futuro propias de aplicar marcos teóricos conocidos, y no a aquellas derivadas de superpoderes o sustancias estupefacientes.

Cada vez tenemos más clara la importancia de conocer la historia ecológica para establecer los marcos de referencia en biología de la conservación (enlazó aquí un número especial dedicado al tema por una de las revistas de referencia). Y uno de los componentes de esa historia es el impacto pasado de las actividades humanas sobre un paisaje, y sobre las especies vegetales que lo constituyen. Usaríamos ese conocimiento histórico para separar procesos estrictamente naturales de aquellos mediados por la extracción, y así mejorar por ejemplo las labores de restauración.

No…

Ver la entrada original 331 palabras más

From → Entradas

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: